ASIA/LÍBANO - El Sínodo de la iglesia siro-ortodoxa suspende a divinis dos de sus obispos

miércoles, 22 marzo 2017 iglesias orientales   Áreas de crisis  

Facebook

Beirut (Agencia Fides) - La crisis interna que ha surgido dentro de la Iglesia siro ortodoxa, a raíz de las acusaciones de “traición a la fe”, dirigidas por seis metropolitanos contra el Patriarca Mor Ignatius Aphrem II, ha causado por ahora la suspensión a divinis de dos de los Obispos, mientras que a los otros cuatro se les ha propuesto firmar el 30 de abril una carta de disculpa y arrepentimiento por sus decisiones tomadas en el pasado, consideradas como negativas para la comunión eclesial.
Estas medidas han sido dispuestas durante la asamblea extraordinaria del Sínodo, que tuvo lugar en la residencia patriarcal de Atchaneh, en el Líbano, del 14 al 16 de marzo de 2017, y han sido leídas en las iglesias siro ortodoxas de todo el mundo durante las misas celebradas el domingo, 19 de de marzo. Los dos metropolitanos suspendidos son Sewerios Ishak Zaka y Eustatius Matta Roham. Este último, antes guiaba la archieparquía siria de Jazirah y Éufrates, pero estaba expatriado en Europa desde finales de 2012, y no había regresado a su país en guerra.
Antes de Navidad de 2013, un comando de hombres encapuchados allanaron la sede metropolitana de Qamishli y realizaron una escena dramática acusando al Prelado, en un vídeo filmado y transmitido en youtube. Los miembros del equipo leyeron un comunicado en el que se presentaban como portavoces de los "cristianos" y acusaban al arzobispo de huir, mientras que su pueblo era sometidos a sufrimiento y amenazas.
Los seis Metropolitanos que han entrado en conflicto con el Patriarca (Véase Fides 18/02/2016) el 8 de febrero emitieron un comunicado en el que afirmaban que el primado de la Iglesia sirio ortodoxa no merecía el título de «Defensor Fidei», ya en su opinión, había sembrado dudas y sospechas en los corazones de los creyentes, con declaraciones y acciones «contrarias a las enseñanzas de Jesucristo, de acuerdo con su Santo Evangelio».
"Entre las acciones atribuidas al patriarca como “traición a la fe” también habían mencionado que había alzado el Corán. Las acusaciones de los seis Metropolitanos contra el Patriarca habían provocado la respuesta compacta de otros 30 metropolitanos y vicarios patriarcales siro ortodoxos. En una comunicado de prensa, emitido el 10 de febrero, los treinta obispos había definido como «rebelión contra la Iglesia», las acusaciones contra el patriarca de alejarse del «dogma cristiano ortodoxo» (GV) (Agencia Fides 22/3/2017)


Compartir: Facebook Twitter Google Blogger Altri Social Network